Nuestros sitios
Compartir

De la tierra a tu mesa, ingredientes de Milpa Alta en el Museo Carrillo Gil

Por: Elisa Ortega 12 Oct 2021
En el Museo Carrillo Gil, puedes conocer más sobre la delegación rural Milpa Alta de la Ciudad de México gracias a Colectivo Amasijo.



	     De la tierra a tu mesa, ingredientes de Milpa Alta en el Museo Carrillo Gil

Los sabores de nuestros platillos tienen origen en distintos territorios y no están lejos. En el Museo Carrillo Gil, puedes conocer más sobre la delegación rural Milpa Alta de la Ciudad de México gracias a Colectivo Amasijo.

Texto de Elisa Ortega

Milpa Alta 

La Ciudad de México es conocida por ser una gran urbe cosmopolita, pero el 59% del territorio oficial es rural. Más de la mitad de su demarcación se compone de espacios verdes donde se producen alimentos. Milpa Alta es la delegación “menos poblada”, pero está repleta de vida; ahí se cultivan muchos de los nopales y otros alimentos que consumimos en nuestro día a día. 

Pan de Milpa Alta en el Museo Carrillo Gil

Foto de Elisa Ortega.

Este video te puede interesar

Los pueblos de esta delegación se organizan en procesos comunales para el uso de sus terrenos y promueven asambleas para la toma de decisiones; son ejemplo de cuidado de bosques y montañas, así como solidaridad a través del cultivo de alimentos. 

Historia y elementos de la cocina prehispánica mexicana

Una de las actividades principales es sembrar milpa, la combinación mesoamericana de cultivo alrededor del maíz. Conservan muchos conocimientos de esta ciudad rural, que desde otras delegaciones puede ser difícil conocer. Sus formas de organización tradicionales resisten; una de ellas es el “echar montón”, una invitación a la comunidad para ayudar en momentos donde la siembra necesita mucho trabajo solidario. 

Echar montón en el museo

En conversaciones con la directora del Museo Carrillo Gil y el Colectivo Amasijo, se creó este proyecto para generar comunidad. Un mercado quincenal durante dos meses para conversar entre los territorios rurales y urbanos de la Ciudad de México que busca acercarnos a las reflexiones en torno a los alimentos, su origen y el cuidado de la tierra. Una propuesta para aprender sobre los cuidados de la tierra y los temas políticos en torno al alimento, nuestra salud, la de la tierra; pero también una oportunidad de probar nuevos sabores y conocer más a fondo las complejas situaciones de los pueblos en Milpa Alta. 

Conversamos entre lo urbano y lo rural para pensar en la producción de alimentos

Foto de Colectivo Amasijo.

Cencalli: el nuevo museo del maíz que abrirá en Los Pinos

Cada mercado es acompañado de una serie de conversaciones que resultaron de la investigación sobre el territorio rural de la ciudad, así que puedes adquirir comida cultivada de manera tradicional y escuchar sobre nuestros vínculos con Milpa Alta. 

Así, podemos echar montón y colaborar en el cuidado de la tierra desde nuestra vida cotidiana. 

Colectivo Amasijo

La propuesta de que la vida urbana y la rural tuvieran una conversación para “echar montón”, fue hecha por este colectivo. 

Colectivo amasijo surge desde la emoción de entrar en acción y crear estructuras para habitar una comunidad en donde cuidarnos y cuidar el territorio que habitamos sea prioridad. Generan espacios de reflexión activa sobre el origen y diversidad de los alimentos desde las narrativas cercanas a la tierra. 

“Visibilizar la interdependencia entre lengua, cultura y territorio es un acto cotidiano de nuestro colectivo para entender a la comida como una red de relaciones” dice Colectivo Amasijo. 

La tierra es de quien la cuida, un lema en Colectivo Amasijo

Foto de Colectivo Amasijo.

Casa del Maíz y la Cultura Alimentaria, así es el Cencalli, el museo del Maíz

Su trabajo se realiza a través de diferentes plataformas como: investigación con grupos de mujeres que siembran, cultivan, cocinan y conocen cómo generar y cuidar la vida. Organizan performances, acciones y celebraciones en espacios diversos.

Sus proyectos en curso incluyen:
-Reconexión territorial, proyecto de investigación colectiva con  Catalina Duncan Grupo Nzinga, Mujeres creando para el Museo de Arte Moderno de Nueva York.
-Cadena infinita: exposición colectiva, Galería 90210, Oaxaca, Oaxaca.
Suitable not even for beast: in the frame of Neringa Forest Architecture for NIDA art colony
-Dialogues from fork to table, proceso de diálogos entre redes urbanas y no urbanas de ciudades contemporáneas para presentar en la COP 26 de Glasgow, Escocia.

Y por supuesto:
-Echar montón: proyecto de investigación y exposición en el Museo Carrillo Gil de la mano de mujeres de distintas comunidades de Milpa Alta.

Conoce más en su instagram: Colectivo Amasijo
O en su página web: colectivoamasijo.org

Para asistir da click al Museo Carrillo Gil

Descarga GRATIS nuestro especial del mes
Descarga AQUÍ 5 Destinos Culinarios ¡Descárgalo GRATIS!