Nuestros sitios
Compartir

Comida y Cultura

¿Cuál es la diferencia entre un lonche bañado y una torta ahogada?

Por: Ollin Velasco 17 Dic 2020
Aunque podrían parecer lo mismo, sus diferencias son claras y ayudan a comprender el ecosistema gastronómico del Bajío mexicano.


	     ¿Cuál es la diferencia entre un lonche bañado y una torta ahogada?

Todos los hemos probado alguna vez, estando en Guadalajara, Jalisco. Los lonches bañados y las tortas ahogadas son parte indisociable de la cultura gastronómica de esta ciudad ubicada en el occidente de México; sin ellos, la comida casual a orilla de la calle no podría ser abarcada en su totalidad.

Pero, ¿qué son exactamente?, ¿de dónde viene su tradición?, ¿cuáles son los elementos que lo diferencian? Hoy hablaremos de todo eso.

Por Ollin Velasco.

Un mundo de lonches

Este video te puede interesar

Su nombre es una derivación de la palabra en inglés lunch, que normalmente en México se utiliza para llamar a las comidas en formato de refrigerio que consumimos en tiempos de receso de una escuela o trabajo.

Te podría interesar: Comer en Bangkok, del fine dining al street food.

No obstante, en Jalisco –y especialmente en Guadalajara– es cosa aparte. Con ese nombre se conoce a una especie de torta preparada con pan birote o birote salado, que es una variante del bolillo que sólo se puede prepararse ahí por las condiciones atmosféricas del sitio que influyen en su elaboración.

Los lonches, a su vez, pueden ser ahogados en salsa. Y eso no los hace un sinónimo de las tradicionales tortas ahogadas tapatías. La diferencia entre ambos platillos es importante de saberse, para acercarnos de manera más real al panorama culinario del Bajío.

Foto de Lonches Amparito.

De entrada: el pan. Algo que hace especial a un lonche es su pan, también conocido como bolillo fleiman –que es alargado, crujiente por fuera y suave por dentro–, aunque también se puede utilizar para su preparación telera o un pan de forma cuadrada, sin que este último llegue a ser el típico birote salado que se utiliza para las tortas ahogadas.

Te podría interesar: PalReal, un lugar que reinventa la gastronomía tapatía.

Según el portal de la Secretaría de Turismo de Jalisco,

“A diferencia de la torta ahogada, que es de carnitas y lleva dos salsas, los lonches bañados están hechos exclusivamente de pierna, van siempre calientitos y son bañados en una salsa de tomate con un especiado y ligero picante muy particular. Después de esto se le agrega crema y además se come con cuchara.”

Etiqueta para comer con salsa

En contraparte, por ejemplo, de las tortas de la CDMX que se pueden comprar y empezar a comer mientras se camina, los lonches y ahogadas de Guadalajara precisan de una etiqueta muy específica para ser consumidas.

Éstas forzosamente han de comerse dentro de un local, o en la tranquilidad del hogar, ayudándose de una cuchara honda. Si la salsa picosa no se disfruta al tiempo de hincarles las primeras mordidas, el platillo no se capta con toda la esencia que posee intrínsecamente.

Mancharse las manos, y hasta la ropa, es el riesgo que se corre al comer estos platillos típicos. Pero vale la pena. Si tienes oportunidad de ir pronto a Guadalajara, no olvides probar los Lonches Emma y Amparito.

¡Larga vida a los lonches bañados y las tortas ahogadas de Jalisco.

 

 

Descarga GRATIS nuestro especial del mes
Descarga AQUÍ y vive unas vacaciones memorables en destinos mexicanos. ¡Descárgalo GRATIS!
¿Qué tema te interesa?