Advertisement
Advertisement

Guillermo del Toro y el tequila que ha co-creado con Patrón

Los éxitos de Guillermo del Toro no se limitan al cine. No conforme con haber ganado el Globo de Oro a Mejor Director por The Shape of Water, y tener otra nominación con esta cinta, ahora para el BAFTA, el artista también ha trabajado con otro vital líquido: el tequila. Hablamos de la colaboración Patrón x Guillermo del Toro. Y sí, es un sueño hecho realidad.

Por Michelle López - @Mich_Lv

Del Toro y Patrón hacen una colaboración inusual para ambos, con resultados explosivos. Tanto el tequila como el cineasta son originarios de Jalisco, por lo que esta alianza es una total reconexión de raíces. Junto con Francisco Alcaraz, el responsable de Patrón, Del Toro transforma un licor que ya creíamos dominado en todo un viaje sensorial.

Hablamos de un tequila extra añejo, con cinco años de preservación, que ha estado aguardando su momento triunfal durante un largo tiempo. Patrón se ha colocado como el líder del tequila premium, justo como Del Toro es cabeza indiscutible del cine gourmet. Juntos, crean un homenaje a las tradiciones y a lo más místico de la historia mexicana.

Te puede interesar: 5 destilados mexicanos para decir ¡salud!

El empaque de Patrón x Guillermo del Toro bien podría encajar en cualquier cinta de este artista: una imponente caja negra decorada con grabados y motivos plateados que aluden a la celebración de la vida y la muerte y a los jimadores que dan vida al Tequila Patrón. El diseño corrió a cargo de Guy Davis, quien ya ha colaborado con Del Toro en otras ocasiones

Por dentro, la caja es una explosión de rojos y naranjas. Resguarda dos botellas: la primera, en forma de un torso humano, contiene el tequila en sí, mientras que otra botella, más pequeña y en forma de cráneo, alberga un fuerte licor de naranja que complementa el sabor del destilado.

Bartenders especializados de Patrón han creado ya cocteles únicos para disfrutar ambos destilados. Además, la caja incluye dos pequeñas velas para completar la sensación de estar frente a un altar sagrado.

La ronda de nominaciones para el director mexicano sin duda es un buen momento para brindar a su salud con un caballito.