Advertisement
Advertisement

Food Porn a la redonda: Luis Rangel Ortiz de Boom Donuts

En menos de un año, Luis Rangel Ortiz posicionó a Boom Donuts como uno de los sitios favoritos en Coyoacán para quienes andaban con antojo de algo dulce. El concepto surgió durante uno de sus viajes al entrar en contacto con el Sweet Food Porn, una tendencia calórica a la que no están invitados los que se encuentren a dieta. Entre sus rosquillas existe la famosa combinación de maple y tocino, o bien, las nacionales como la de plátano macho con lechera y la de cajeta con obleas. Luis se encarga de la decadencia y el exceso de mercancía, todos los días. Con una carta fija de 14 sabores, siempre tiene alguna  ocurrencia, tal es el caso del pollo frito con maple, chile en nogada con ate poblano o pan de muerto para esta temporada. En cuanto a sus cubiertas ofrece la de chocolate, crema de queso, mango, malvaviscos con mermelada de fresa, oreos, crema de avellana, pretzels y brownies, entre otras.

Te podría interesar Mujeres del cacao

Sobre Boom Donuts

El lugar es pequeño y minimalista, ahí habitan graffitis de artistas independientes que aluden a las donas en sus muros. En el uso de ingre dientes, hay que decir que el 40 porciento es producción local, hasta el café y chocolate provienen de Chiapas y Oaxaca, mientras que los elementos de decoración son la confitería y galletas de marcas ya conocidas. Sin duda, un sitio para quien ame los postres libre de culpas.